La Unidad de Gestión Educativa Local Nº 11 de Cajatambo, es una instancia descentralizada del Gobierno Regional Lima Provincias, la misma que a nivel de la provincia de Cajatambo, cumple el rol rector de la educación. Este estatus, merece destacarlo y por lo menos elaborar un esbozo con relación a sus orígenes y perfilar su derrotero.

Las décadas del cincuenta y sesenta estuvieron marcadas por el desarrollo económico del país con el modelo exportador de materias primas, tanto es así que tuvimos incrementos en la exportación de minerales, especialmente del cobre, y de otro lado la pesca apareció como un rubro importante de exportación; actividades que mejoraron considerablemente los ingresos fiscales.

Tal base económica, le permitió al estado, crear más órganos intermedios en el Sector Educación, dando nacimiento a los Núcleos Educativos Comunales.

Sin embargo, eso no fue suficiente, pues paralelamente los pueblos venían exigiendo no sólo la desconcentración de la administración pública, sino sobre todo la descentralización estatal; por lo que durante el Gobierno del señor Alan García, se vive la primera experiencia de descentralización con la creación de los Gobiernos Regionales. En este marco económico y político, es cuando se crea la Unidad de Servicios Educativos N° 21 de Cajatambo, el 11 de octubre de 1988, mediante Resolución Ministerial N° 248-88-ED; con la finalidad de prestar un mejor servicio educativo dentro de esta provincia. Su primer Director fue el Profesor Feliciano Mauricio Villanueva.

Más tarde, mediante Decreto Supremo N° 22-2003, de fecha 28 de agosto de 2003, se adecua el nombre de las Unidades de Servicios Educativos, bajo la denominación de Unidades de Gestión Educativa Local. Desde entonces, nuestra institución es la UGEL N° 11 de Cajatambo.

Los fines de la UGEL, resumidamente son los siguientes:

  • El desarrollo integral de los educandos en concordancia con las exigencias del desarrollo económico y social del país.
  • La prestación de un servicio educativo con calidad y equidad satisfaciendo las necesidades educativas de la población que lo demanda, buscando la excelencia del servicio.
  • La administración del sistema educativo en el marco de la descentralización y la búsqueda permanente de una educación de excelencia.
  • Incentivar la participación de la familia, la comunidad y los sectores de la actividad pública y privada en la gestión educativa.
  • Asegurar que las instituciones a su cargo cumplan con las funciones asignadas y con el logro de los objetivos.

Habida cuenta de tales finalidades, nuestra gestión se viene centrando en las acciones que las menciono enseguida:

Responder a los grandes desafíos que enfrenta la educación en la Provincia andina de Cajatambo con calidad y garantizando la equidad, no será posible sin realizar en el sistema educativo los grandes cambios necesarios que se requiere para resolver sus graves problemas.

Siendo así, una de nuestras primeras tareas que la venimos desarrollando son los monitoreos pedagógicos, entendidos como el acompañamiento al docente en su labor académica. Es decir, hemos superado el método tradicional de supervisión controlista, para adentrarnos en las dificultades del docente para ayudarlo a superarlas. Somos conscientes, que el aprendizaje es permanente, por eso aprovechamos cualquier circunstancia para las capacitaciones e interaprendizajes.

Es más, no descuidamos los otros aspectos del proceso educativo, por eso también impulsamos la elaboración del Proyecto Educativo Local de la Provincia de Cajatambo, así como hemos contribuido en la elaboración del Proyecto Educativo Regional de Lima Provincias, el mismo que ha sido expuesto exitosamente el día 6 de octubre del presente año en la Ciudad de Huacho.

Se han desarrollado talleres y reuniones de sensibilización para la constitución de los Consejos Educativos Institucionales, el mismo que está conformado por el Director de cada Institución Educativa y representantes de los docentes, padres de familia, alumnos y autoridades.

Estamos trabajando para la institucionalización de los Presupuestos Participativos, a fin que las municipalidades programen sus proyectos con participación ciudadana. Estos eventos nos han permitido comprometer recursos financieros de las Municipalidades para atender algunas necesidades de las Instituciones Educativas, el año 2006.

Hemos sido cuidadosos en la aplicación de las normas de racionalización, para evitar la excedencia de 118 docentes, número que en términos financieros hubiera equivalido al cierre de dos municipalidades provinciales, teniendo en cuenta que la Municipalidad Provincial de Cajatambo apenas percibe S/. 800,000 nuevos soles al año, aproximadamente. En cambio hemos potenciado con un docente más a las instituciones educativas de Utcas, Huancapón, Gorgor y La Torre, para que funcionen las aulas de computación.

Estamos difundiendo un nuevo criterio para la asignación presupuestal a favor de las provincias andinas, para revertir el atraso socio económico que las aquejan, como producto del centralismo. Planteamos que el criterio del tamaño poblacional para la asignación presupuestal, pase a segundo plano; pues las provincias con mayor tamaño poblacional son producto del centralismo, ahora que está en curso el proceso de descentralización debe considerarse como criterio válido el índice de pobreza. Entonces así, Cajatambo, podrá recibir mayor presupuesto y por ende la UGEL, para mejorar la calidad educativa.

La provincia de Cajatambo tiene en la educación uno de sus ejes de desarrollo, al lado de la agricultura, turismo, integración y democracia. Es condición indispensable para alcanzar un mayor nivel de bienestar colectivo y desarrollo humano, para el cultivo de una ética pública, para fortalecer la identidad cultural en un mundo cada vez más globalizado, en rápido proceso de cambio. Hoy en día el conocimiento se ha convertido en la principal energía de desarrollo, a diferencia de épocas que fueron marcadas por el vapor, petróleo y la energía atómica, pues en la actualidad desempeña un papel creciente en la producción y el consumo de bienes y servicios. En las actuales circunstancias de la provincia de Cajatambo, la educación es además urgencia impostergable para atender los problemas de atraso, conflicto y corrupción y para hacer posible una apuesta común por una provincia próspera, libre y democrática. 

Compartir